Historia de los Reyes Magos

    0
    211

    35Es bien conocido que el origen del Día de Reyes es bíblico. No obstante, esta antigua y entrañable tradición tiene una historia que pocos conocemos. Según fuentes de National Geographic, en la biblia, sólo se alude a estos en el Evangelio de San Mateo.

    En este, en realidad, no se habla de la existencia de reyes magos, sino simplemente de magos que llegaron de oriente, guiados por el brillo de una estrella a adorar al recién nacido rey de los judíos. El nombre de estos personajes y su número nunca se hacen explícito. En el mencionado Evangelio, también se narra que después de mostrar su adoración ante el recién nacido Jesús, le hicieron tres ofrendas: oro, el metal propio de los reyes; incienso, simbolizando lo divino y mirra, como premonición de la difícil vida que tenía por delante.

    Algunos expertos en el tema opinan que el término mago es producto de una mala traducción de astrólogo, un sabio que observaba las estrellas y a través de su lectura llegaba a una comprensión más profunda de su realidad. Se interpreta que eran tres por el número de regalos y porque la triada está vinculada simbólicamente a la Santísima Trinidad; es decir, en la representación de un solo Dios en tres entes: el Padre, el Hijo y el Espíritu Santo. El nombre de cada uno de los reyes magos es muy posterior a lo que se piensa.

    El registro más antiguo que se tiene actualmente de estos corresponde a la Edad Media. En la basílica de San Apolinar erguida en el siglo VI en la ciudad de Ravena, actualmente Italia, hay un mosaico con la inscripción de los tres nombres, Melchor, Gaspar y Baltasar.

    Los reyes son relacionados como hombres poderosos, nobles y sabios, posiblemente monarcas de naciones del oriente al Mediterráneo, y que por su cultura y espiritualidad cultivaban su conocimiento del hombre y de la naturaleza esforzándose especialmente por mantener un contacto con Dios.

    Por tradición, en algunos países los tres Reyes Magos forman parte del pesebre junto al niño Jesús, la Virgen María y San José.

    Hasta el año 474, aproximadamente, los restos de los reyes estuvieron en Constantinopla, la capital cristiana más importante de Oriente. Posteriormente, fueron trasladados a la catedral de Milán, en Italia, para luego ser llevados hasta Colonia, Alemania, donde permanecen hasta la actualidad. La Epifanía es una de las celebraciones litúrgicas más antiguas. El inicio de esta festividad se remonta al siglo III en Oriente, para luego ser adoptada en Occidente en el curso del siglo IV.

    Epifanía, voz griega que en algunos casos se ha utilizado como nombre de persona, significa “manifestación”, debido a que el niño Jesús fue presentado ante los paganos representados en la persona de los tres Reyes Magos.

     

    Dejar respuesta

    Please enter your comment!
    Please enter your name here