El capitán inglés Beresford decreta la «libertad de comercio» en Buenos Aires

0
104

El 4 de agosto de 1806, mientras los ingleses gobernaban Buenos Aires, el capitan Guillermo Beresford decretó el libre comercio, una cuestión reclamada a los españoles por las colonias, ya que aquellos solo permitían que los productos de sus colonias sean vendidos a bajo precio, solo a España

La primera invasión inglesa al Río de la Plata en 1806, fue comandada por el General ingles William Carr Beresford. Los ingleses lograron apoderarse de la ciudad de Buenos Aires durante menos de dos meses en los cuales se estableció el fin del monopolio comercial español mediante el reglamento de libre comercio, firmado el 4 de agosto.

Beresfor no tan solo decretó la libertad de comercio, sino que redujo los derechos de Aduana para los productos británicos.

En esos momentos, comenzaron a visitarlo los obsecuentes de turno que, al enterarse de que el comandante inglés era muy goloso, llegaban al fuerte portando grandes fuentes de dulce de leche y de zapallo. Según se cuenta, Beresford, probablemente ignorando las costumbres del país, creía que el obsequio incluía el recipiente y se quedaba con las fuentes de plata y, encajonadas, las enviaba a Inglaterra. Muchos funcionarios acomodaticios pasaron por el fuerte a jurar fidelidad a su «Gloriosa Majestad».

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí